Cuando conocí a Manu Ramírez y su restaurante Gladys me llevé una grata impresión. En nuestro negocio trabajamos con empresarios de todos los tamaños, pero puedo garantizar que solo en algunas ocasiones encontramos a personas tan comprometidas con su negocio y con su futuro empresarial.
En un momento en el que la crisis nos azotaba, Manu decidió apostar por lo que el considera, muy acertadamente, que son los pilares de su negocio. Antes de nada, la calidad de todo lo que ofrece a sus clientes por encima de todo. Una cocina basada en lo tradicional, pero que añade formas, toques y elementos de la cocina más vanguardista y una atención al pública que muchos restaurantes de “alta alcurnia” quisieran para ello.
Lo que pasa es que Manu es muy consciente que vivimos en un tiempo donde todo eso es tan importante como siempre, pero no basta, porque los clientes nos hemos vuelto muy exigentes y la competencia es mucha. Así que, sabedor que el viejo refrán “El buen paño en el arca se vende” hoy en día ya no tiene vigencia, se remangó y comenzó su aventura online.
Lo primero fue familiarizarse con las redes sociales y para ello comenzó a trabajar con Facebook y Twitter. Hoy en día tiene más de 3000 seguidores y se ha convertido por derecho propio en una referencia en el mundo de la restauración online, publicando con mucha frecuencia con gran éxito.
A partir de ese momento y viendo la evolución que la tecnología iba tomando, tomó una decisión importante. Tener su propia APP para el restaurante, consciente de que todos sus clientes son usuarios de los teléfonos “inteligentes” y descubriendo en esta nueva forma de marketing online, un magnífico canal de comunicación y fidelización de sus clientes. Durante meses estuvo trabajando su APP, creando todo tipo de eventos, concursos, etc. que le valieron para que sus clientes fueran asiduos. Hoy en día han descargado su APP casi 700 personas lo que, para el poco tiempo que lleva activa, es una cifra excelente.
Pero Manu sigue siendo una persona inquieta y con ganas de hacer cada vez más cosas. No sólo por una cuestión de gusto personal, sino también porque ha podido constatar a lo largo de estos últimos años que el marketing online no es una opción de uso exclusivo de las grandes empresas, y que las pymes como la suya también puede hacer sus pinitos. De hecho, lo último ha sido la renovación total de cara de la APP y la creación de una web mucho más moderna y adaptada a los tiempos actuales para seguir ofreciendo a sus clientes todo lo que Manu tiene, que es mucho.
Manu, ojalá muchos de nuestros nuevos clientes tengan las ideas tan claras como las has tenido tú durante estos años, porque solo con esa actitud se puede competir hoy en día.
Enhorabuena amigo.
Mariano Cruz
General Manager Missonline, S.L

LEAVE A REPLY